jueves, 30 de marzo de 2017

La importancia del testing en los proyectos de desarrollo de software

El testing de software es una de las etapas fundamentales de cualquier buen ciclo de desarrollo. La verificación y validación del software se presentan como operaciones indispensables para asegurar la calidad del sistema antes de su puesta en producción y minimizar costos en el mantenimiento.

Un proyecto promedio tiene días destinados a las pruebas, principalmente antes del despliegue. En la mayoría de los casos, cuando el proyecto sufre retrasos en las primeras etapas del ciclo de vida, el tiempo estimado para pruebas se ve afectado y es así como mucho software comercial consigue solo un par de días de testing antes de enviarse a producción.

En la actualidad, las pruebas de software suelen considerarse innecesarias y costosas, pero en realidad son una inversión garantizada y tienen mayor efecto si se aplican desde etapas tempranas del ciclo de vida del software. En este sentido, cabe destacar que testear no implica aumentar costos, sino todo lo contrario. Testear significa reducir costos originados por diversas correcciones que se realizan en el sistema después de haber salido a producción.

Los beneficios de aplicar las técnicas de verificación y validación no solo se ven reflejados en el área de desarrollo del proyecto, sino también en las áreas de negocio del cliente final. Además de cumplir con el compromiso en tiempo, costo y calidad, el testing se ve reflejado en la fase de instalación en producción ya que, al llegar el sistema a esta fase final, este es prácticamente estable y ofrece una mejor respuesta a las necesidades del cliente y/o usuario final, asegurando su satisfacción respecto al producto terminado.

En base a lo anterior, se puede decir que las pruebas deben ser partícipes en todo momento del ciclo de vida de desarrollo del proyecto y contempladas en la planificación del mismo. El testing evita que el proyecto sea puesto en producción con errores que pudieron ser resueltos a tiempo y retrasos a en las actividades de los usuarios finales, como así también una inversión mayor de tiempo por parte del equipo de desarrollo, ya que cuando el proyecto se encuentra finalizado es más complejo determinar donde se encuentra el error.

Una planificación temprana de las pruebas, el control de las mismas en todas las fases de desarrollo del proyecto, y contar con especialistas de testing, aseguran beneficios para el cliente tanto en ahorro de costos como en plazos de entrega del equipo de trabajo, sin dejar de mencionar que se entrega un proyecto de calidad y usabilidad.

Autora:
Cecilia Zamudio
Tester QA